Cómo congelar Lechuga 2021

¿Se puede congelar la lechuga iceberg?

Te enseñamos las mejores técnicas para saber como congelar lechuga de todo tipo correctamente, para que puedas disfrutar al máximo de su sabor.

¿Se puede congelar la lechuga?

Si por casualidad te llegan una gran cantidad de lechugas frescas, ya sea porque tu tío del pueblo cultiva o incluso porque tu misma tienes un pequeño huerto, seguro que te preguntarás cómo conservar la lechuga para no desperdiciarla.

La lechuga, ¿se puede congelar?. Pues la respuesta es SI, pero con letra pequeña.

En cualquier caso puedes congelar cruda. Pero antes de hacerlo debes saber para que planeas usar la lechuga después de que se haya congelado. 

  • Si espera poder usarla en ensaladas y como guarnición de la misma manera que lo harías cuando la lechuga está fresca, desafortunadamente, no te recomendamos congelarla, ya que al descongelarse, va a perder su textura, quedándose acuosa/pocha.
  • Sin embargo, si la vas a utilizar para aumentar el volumen de jugos, batidos y como una adición a las comidas cocidas para agregar un poco más de textura y sabor, entonces sí, puede congelar la lechuga iceberg.

Estás en el lugar correcto ya que te vamos a enseñar el mejor método para hacerlo y aprovechar esta fantástica verdura.

Cómo congelar lechuga cruda

Aunque este no es el mejor alimento para congelar , tenemos algunas instrucciones simples que debe seguir si desea congelar lechuga iceberg o romana para jugos y batidos.

  1. Cortar el tallo y separar las hojas de lechuga a mano. Cortar demasiado con un cuchillo puede hacer que las hojas se marchiten más rápido.
  2. Lave bien las hojas con agua fría.
  3. Divida las hojas en porciones y póngalas en bolsas de tipo Ziplock para congelar. En cada bolsa introduzca la cantidad que normalmente usará para un porción.
  4. Exprima tanto aire como pueda de la bolsa, pero no dañe ni magulle las hojas. Las hojas de lechuga son delicadas y pueden dañarse fácilmente. Quitar el aire ayudará a una conservación más duradera.
  5. Etiquete las bolsas y colóquelas en el congelador.
  6. ¡Listo!

Cómo congelar puré de lechuga

Si lo prefiere, puede congelar las hojas de lechuga romana en puré. Esto le permite agregarlo fácilmente a recetas o jugos y ocupa mucho menos espacio en el congelador.

la lechuga se puede congelar
  1. Corta el tallo y separa las hojas con cuidado.
  2. Lava las hojas con agua fría.
  3. Pon las hojas en una licuadora y haz un puré hasta obtener la consistencia que prefieras.
  4. Agregue el puré a las bandejas de cubitos de hielo y póngalos planos en el congelador durante unas horas.
  5. Una vez que el puré de lechuga esté congelado, puede sacarlos de la bandeja de cubitos de hielo y ponerlos en una bolsa hermética para congelar etiquetada.
  6. Vuelva a colocar esta bolsa en el congelador y luego tendrá puré de lechuga en cubos listo para agregar a cualquier receta cuando lo necesite.

¿No tienes bolsas de congelado con cremallera? No pierdas tiempo en ir a la tienda, Amazon te lo trae a casa en tiempo récord. Te dejamos estas ofertas de productos que ya hemos utilizado nosotros mismo, y dan muy buen resultado.

Cómo descongelar lechuga romana

Cuando llegue el momento de usar tu lechuga congelada, no tendremos que descongelarla, la podremos usar directamente del congelador.

Si congelaste las hojas sin triturar, y las quieres usar en tu guiso. Simplemente añade las hojas al guiso y con el calor se van a cocinar sin problemas.

Si las quieres para tu zumo, agrega las hojas congeladas al mixer y le dará un toque fresco y verde a tu zumo o shake.

Si congelaste la lechuga triturada y en cubitos, aún más fácil. Del mismo modo, añade uno de tus cubitos de lechuga triturada a tu receta o a tu Shake. ¡Simple y fácil!

¿Cuánto tiempo se puede freezar la lechuga romana o iceberg?

Puede mantener tu lechuga congelada en forma de hoja o puré en el congelador hasta por 6 meses. 

Es útil tener algunos nutrientes adicionales siempre disponibles para agregar a las comidas. Esta es una excelente manera de incorporar algunas verduras ocultas en las comidas de su familia.

Puede congelar la lechuga iceberg durante unos 6 meses

¿Se congela bien la lechuga iceberg?

La lechuga se puede congelar, aunque no se congela bien en absoluto. Habrá un cambio notable en la textura y estructura cuando la congeles. Esto se debe a lo delicadas que son las hojas de lechuga y al alto contenido de agua de la verdura. El alto contenido de agua cristaliza cuando se congela y esto cambia la textura de la hoja por completo.

Sin embargo, en forma de puré, el cambio de textura no se nota y esta es la solución perfecta para aprovechar el exceso de hojas de lechuga que podemos llegar a tener tras la cosecha.

Otras preguntas sobre la lechuga iceberg

A continuación se muestran algunas de las otras preguntas comunes con las que nos hemos encontrado cuando se trata de lechugas (por ejemplo, que hacer con lechuga congelada), algunas relacionadas con la congelación y otras no. 

Si aún tienes alguna pregunta sobre este tema que nos ocupa, deja un comentario al final de este artículo. Nuestro objetivo es ayudarle tanto como sea posible.

¿Se pueden congelar las bolsas de lechuga?

Normalmente, en las bolsas de lechuga del super, vienen ya muy cortadas, y cuanto más pequeñas vengan cortadas, más difícil será congelarlas.

Desafortunadamente, si las hojas son pequeñas, su textura puede degradarse rápidamente. Por eso recomendamos mantener las hojas grandes. Sigue nuestra guía para aprender los dos mejores métodos.

¿Se puedes congelar la sopa de lechuga?

La sopa es una de esas cosas que casi siempre se congela bien. Mientras su sopa no contenga muchos productos lácteos, se congelará bien. 

Quizás te interesen otras categorías: